Fisioterapeuta tratando a una paciente oncológica

El CPFCM, en contra del Programa de la Comunidad de Madrid sobre ejercicio físico para pacientes

El Programa será desarrollado por preparadores deportivos, sin cualificación sanitaria, lo que puede derivar en que empeoren las patologías de los pacientes que reciban sus tratamientos.

La legislación española establece que los programas de ejercicio terapéutico deben de ser prescritos por profesionales sanitarios, para salvaguardar la salud de la población”, recuerda la decana del CPFCM, Aurora Araújo, refiriéndose al Programa implementado por la Consejería de Digitalización regional.

El consejero de Digitalización, Miguel López-Valverde, ha anunciado que la Comunidad de Madrid incorporará este año el llamado Programa de Prescripción no Farmacéutica a la Tarjeta Sanitaria Virtual (TSV), de manera que se dejará esta labor en manos de profesionales no sanitarios (entrenadores deportivos), a pesar de los riesgos que implica.

Compromisos incumplidos

Esta decisión incumple, además, lo comunicado desde la Gerencia Asistencial de Atención Primaria al CPFCM, en el sentido de que serían fisioterapeutas, tal como establece la normativa española, quienes prescribirían actividad física para personas con patología.

Esto significa que personas sin la preparación académica ni cualificación profesional podrían tratar a la ciudadanía madrileña, de lo que puede derivar que empeoren las patologías de estos pacientes o que se puedan generar lesiones añadidas. Una persona que se dedique a la preparación física se encuentra habilitada en lo que respecta a la práctica deportiva, pero no para tratar a personas enfermas”, añade la decana del CPFCM.

De igual modo que un entrenador deportivo no puede tratar una fractura de huesos, tampoco puede hacerlo con la prescripción de ejercicio terapéutico, que requiere de profesionales sanitarios capacitados, como son los fisioterapeutas.

Tal como ha dado a conocer el Programa López-Valverde, excluye a la Fisioterapia, a pesar de que muchas de las personas participantes podrían sufrir el agravamiento de sus dolencias.

Los fisioterapeutas somos expertos titulados y colegiados para la aplicación de movimiento y ejercicio cuando hay que tratar las patologías de las personas, lo que supone una garantía para la sociedad. Si lo que pretende la Comunidad de Madrid es reforzar la atención a pacientes, en nuestra región hay más de 12.000 fisioterapeutas capacitados para hacerlo”, continúa la decana del CPFCM.

Invasión de competencias

En este sentido, el Programa anunciado por el consejero de Digitalización madrileño, Miguel López-Valverde, invade competencias sanitarias propias de la fisioterapia en la aplicación de ejercicio para el tratamiento de población con patologías.

Pero, más allá de este grave problema que genera la Comunidad de Madrid, con repercusiones incluso legales, desde el CPFCM estamos tratando de mejorar la salud de la población madrileña. Se trata de salvaguardar a la ciudadanía”, señala Aurora Araújo.

Riesgos para la población

El CPFCM también recuerda que el acto de prescripción/derivación sanitaria, cuando se trata de patologías, se produce desde un profesional sanitario hacia otro profesional sanitario. El hecho de pretender que un profesional sanitario prescriba un tratamiento a un educador deportivo provoca, directamente, que el profesional sanitario incumpla la legislación sanitaria, su buena práctica clínica y, por tanto, su código ético.

Los profesionales sanitarios que prescriban ejercicio terapéutico hacia graduados en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte con el objetivo del tratamiento de patologías se estarán responsabilizando directamente de la actuación de estos graduados sin la formación ni los conocimientos necesarios, y de los resultados potencialmente peligrosos que padezca la persona que reciba ese tratamiento.

Programa de Prescripción no Farmacéutica

Tal como ha sido anunciado, el Programa de Prescripción no Farmacéutica a la Tarjeta Sanitaria Virtual (TSV) permitirá que el médico de cabecera pueda prescribir a sus pacientes la práctica de actividad física a través de centros deportivos y supervisada por graduados en Ciencias Físicas y del Deporte (Cafyd), que no son profesionales sanitarios y con sus competencias fijadas por la legislación, entre las que no está la aplicación de ejercicio terapéutico para el tratamiento de patologías.

Una cosa es proponer actividades deportivas que ayuden a mejorar los hábitos saludables de la sociedad madrileña y otra muy diferente la utilización del ejercicio terapéutico para tratar patologías oncológicas, respiratorias, neurológicas, musculoesqueléticas, etc., como permite el Programa de la Comunidad de Madrid”, añade la decana del CPFCM.

Los fisioterapeutas madrileños lamentan, además el desconocimiento sobre la realidad sanitaria y sus necesidades que están manifestando la Comunidad de Madrid a través de este Programa.

Desde el CPFCM nos ponemos a disposición de la Comunidad de Madrid, como hacemos de forma permanente con diversos departamentos, para ayudar al diseño, con todas las garantías, de un programa de ejercicio terapéutico para el tratamiento de enfermedades”, concluye Aurora Araújo.

Noticia relacionada

El Congreso Nacional de Dolor y Fisioterapia tendrá lugar en el Auditorio Norte de Ifema
  • NOTICIAS DEL COLEGIO ·

Visión 360º sobre el dolor

Hay cinco motivos por los que no debes perderte el “Congreso Nacional de Dolor y Fisioterapia”, que te ayudará a transformar tu práctica clínica y prestar una mejor atención a tus pacientes.
Ir al contenido